Mazola enseña a los niños a través del healthy play

Mazola enseña a los niños a través del healthy play

Durante los últimos años, la marca de aceites de cocinar Mazola ha utilizado el mes de febrero —que es el mes del cuidado del corazón— para unirse a los esfuerzos de concientización sobre el cuidado de la salud. Este año, dirigen su enfoque hacia la niñez a través de la nueva campaña Mazola Healthy Play, con la intención de promover los hábitos alimenticios saludables en los niños a través del juego. 

Similar a esfuerzos anteriores, tales como Mazola Cardio Cart en el 2016, la compañía buscaba crear una campaña que tuviera un valor añadido, no sólo para los consumidores sino también para los supermercados, además de ser de servicio a la comunidad. A cargo de la agencia de publicidad Y&R San Juan, el eje de Mazola Healthy Play son escaparates en las principales cadenas de supermercados del País donde los padres pueden canjear su recibo de compra que contenga frutas y vegetales por juguetes de plástico en forma de comidas saludables para los niños. Además, es un esfuerzo 360 con campañas televisivas y en web, con una serie de vídeos en las redes sociales con influencers y recetas de la mini-Chef Paloma.

“Este año nos dimos cuenta sobre la importancia de hablarle a los niños y a los padres, porque pensamos que los buenos hábitos alimenticios son cosas que uno aprende desde pequeño”, explica Arturo Pérez, director creativo asociado de Y&R San Juan. “Si aprendes a comer bien desde chiquito te conviertes en un adulto saludable. ¿Cuál es la mejor manera de enseñarle a los niños a comer bien? Varios estudios han demostrado que el juego es una herramienta tremenda para enseñarle a los niños. Lo que los niños aprenden jugando lo aprenden para siempre”. 

En entrevista con el equipo creativo de Y&R explica que la campaña parte, no solamente de los insights recopilados por parte de estudios que hacen una correlación directa entre juego y aprendizaje, sino también de la observación de que la mayoría de los juguetes para niños en forma de comida son de alimentos no saludables como pizza, donas, hot dogs y papas fritas. “Queríamos unos juguetes que sí representaran las cosas que pensábamos que los niños deberían aprender desde pequeños”, dice Pérez. “De ahí surge la idea de hacer los juguetitos para ir motivando a los niños a jugar con esto, que vayan creando asociaciones. Además, son interactivos, los puedes mezclar y ver por dentro”. 

Durante la campaña, también se ha hecho un llamado a los cuidos y centros pre-escolares en Puerto Rico para que se inscriban en DeBuenCorazon.com e intercambien sus juguetes de comida no saludable por los de Mazola Healthy Play. Para obtener los juguetes no es necesario comprar productos Mazola, algo que el equipo califica como un esfuerzo de publicidad indirecta. 

“Más que hacer una campaña de concientización, es hacer algo por la comunidad”, explica Sylvia Soler, directora creativa de Y&R San Juan. “Nosotros lo vemos como una demostración de la marca que nos preocupa el País, la salud de la comunidad, y con eso en mente es ir mas allá, ¿qué es lo que a la gente le preocupa? […] Queremos que esa preocupación se remonte al producto y a quién le estamos hablando”. 

Estrategia liderada por influencers y vídeos de recetas

En Facebook y YouTube, la campaña está diseñada para aprovechar las ventajas de los trends de contenido viral, en específico el auge de los vídeos de recetas. Para hacer el esfuerzo más accesible a padres y niños, el equipo utilizó a la niña chef Paloma quien creó las recetas y protagoniza las cápsulas. “Pudimos aprender un montón de cosas aquí, no solamente cómo hacer publicidad para un producto como Mazola, sino como integrarla con juguetes”, cuenta Jorge Machado, creativo digital de la agencia. “Ahí es donde entra el ejercicio de la chef. Lo importante es que las recetas fueron kids approved para poder recrearlas en la cocina y en la filmación de los videos. Se trabajó esa oportunidad de entender cómo minimizar el tiempo de producción y de video views para poder retener a las personas para que vean el video y lo compartan”. 

A la campaña, también se le unieron influencers como Alexandra Fuentes (quien originó el hashtag #mangoneo), Jailene Cintrón y Normando Valentín. Según la gerente de marca de Mazola para Plaza Provisions, Belinda Acevedo, el esfuerzo se ha traducido en éxito tanto para la marca como para los supermercados. 

“En los supermercados hemos visto una respuesta muy buena tanto de las mamas, abuelitas que vienen con los nenes”, dice Acevedo. “Hemos visto mucho entusiasmo de la gerencia cuando se lo presentamos a los supermercados, porque es un valor añadido para la tienda y el departamento de produce, todo este movimiento de salud. Vimos a nuestros clientes bien entusiasmados”. 

Puedes ver el resto de la campaña aquí.